La educación cubana antes de 1959

La educación cubana antes de 1959
La educación cubana antes de 1959

Algunos aspectos sobre la educación cubana antes de 1959.

La situación que presentaba la educación cubana antes de 1959 era muy deficiente y aunque en la República se emitió la Constitución de 1940 – la cual establecía el carácter obligatorio de la educación para todos los niños cubanos –, el sistema educativo republicano se caracterizaba por la existencia de grandes desigualdades en el acceso a los recursos y a las oportunidades educativas. Todo esto traía consigo que la educación de los sectores más pobres de la sociedad era casi nula. Al decir de la precaria situación de la educación cubana de aquella época, el gran pedagogo cubano Enrique José Varona afirmaba: «Nos encontramos en la tristísima situación de que hay que aumentar considerablemente el número de aulas, comprar mobiliario, construir escuelas, etcétera, y no hay, ni habrá durante algún tiempo, un centavo que invertir en esas perentorias necesidades».

La educación cubana antes de 1959 en cifras.

Las desigualdades en la educación cubana antes de 1959 eran más visibles a través del marcado contraste establecido entre las zonas urbanas y rurales. Las áreas urbanas contaban con un 11% de analfabetismo, mientras que las áreas rurales poseían un 47,1% de analfabetos. Para el año 1958 un millón de personas en la isla eran completamente analfabetas y 600 000 niños estaban sin escolarizar. Con una población aproximada de 6,5 millones de habitantes hacia 1953, Cuba contaba con una enseñanza primaria que llegaba sólo a la mitad de la población escolar, una enseñanza media y superior que llegaba sólo a la población urbana y 10 mil maestros sin trabajo. El Censo de Población y Viviendas efectuado en Cuba en el año 1953 registró la cifra de 1 032 849 personas de 10 años y más que no sabían leer ni escribir.

Infraestructura de la educación cubana antes de 1959.

La educación cubana antes de 1959 apenas contaba con una infraestructura institucional que le permitiera hacer frente a la demanda educativa de la población. La enseñanza Secundaria Básica era prácticamente inexistente antes de 1959 y la enseñanza Preuniversitaria en el curso escolar 1958-1959 solo contaba con 21 escuelas y una matrícula de 37 248 estudiantes. La Educación Técnica y Profesional contaba en el curso 1958-1959 con 40 centros educativos y una matrícula de cerca de 15 mil alumnos. Antes del triunfo revolucionario, no se contaba en la isla con un sistema de escuelas especiales que estuviera organizado y estructurado de forma científica. Para este tipo de enseñanza solo existían 15 centros y algunas instituciones que atendían a 134 alumnos. Estas instituciones eran financiadas en su mayoría por patronatos o personas motivadas por sentimientos humanitarios. Por otra parte, la Educación de adultos se reducía a 304 escuelas nocturnas en todo el país, que eran atendidas por 1 369 maestros y con una matrícula de 27 965 alumnos. Estos centros educativos estaban integrados fundamentalmente por adolescentes que procedían de escuelas primarias y que estaban interesados en elevar su nivel escolar. No obstante, los planes de estudios y métodos de enseñanza aplicados en estos centros no respondían a las necesidades de la población adulta.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.