Julio Le Riverend Brusone

Julio Le Riverend Brusone
Julio Le Riverend Brusone

Julio Le Riverend fue una de las personalidades más relevantes de las ciencias sociales cubanas

Julio Le Riverend Brusone nació en La Coruña, España, el 22 de diciembre de 1912, hijo de María Magdalena Clara Brusone y Luis Le Riverend Marrero. Su padre perteneció al cuerpo diplomático cubano, y en el momento de su nacimiento ocupaba el cargo de primer Cónsul de Cuba en La Coruña, España.
Recibió instrucción primaria en varias escuelas cubanas. En la Academia Domínguez, sita en Obrapía y Habana, en el corazón de La Habana Vieja, cursó las asignaturas programadas para el examen de ingreso al Bachillerato, y en 1925 matriculó en el Instituto No 1 de Segunda Enseñanza de La Habana, en cuyas aulas obtuvo 10 premios entre los que pueden citarse los obtenidos en Historia Universal, Literatura Preceptiva, Lógica, Física 1er Curso, Geometría y Trigonometría.
Durante los años que mediaron entre 1928 y 1932 acudió regularmente a la Biblioteca Nacional; en dicha institución, María Villar Buceta le brindó asesoría sobre investigación histórica, labor que tempranamente lo atrajo.
Participó en acciones contra el régimen dictatorial de Gerardo Machado, producto de lo cual fue detenido y finalmente tomó el camino del exilio, radicándose en París. Durante su estancia en Francia se enroló en la Unión Latinoamericana de Estudiantes, cuya Secretaría General asumió con posterioridad, así como en el Partido Comunista francés, al cual permaneció adscrito hasta 1933.

Julio Le Riverend regresa a Cuba

Regresó a Cuba en 1934, donde mantuvo una intensa actividad revolucionaria y constante superación académica. Solicitó matrícula gratis en la Universidad de La Habana el 22 de enero de 1934, para aspirar al título de Doctor en Ciencias Naturales. Con posterioridad ingresó en el citado centro docente, el 6 de marzo de 1937, para obtener los títulos de Doctor en Derecho Civil y en Ciencias Políticas, Sociales y Económicas. Entre la larga lista de asignaturas en las cuales recibió premio se encuentran: Derecho Romano, Sociología General, Historia Moderna 2o Curso, Economía política 1er Curso, Derecho Penal 2o Curso y Derecho Mercantil 1er Curso. Elías Entralgo, por entonces Profesor Titular de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de La Habana, le concedió el “Premio Especial de Historia de Cuba”, en 1937, por su trabajo titulado: Expulsión de los diputados cubanos a las Cortes Españolas, que publicó la revista Índice el propio año. De inmediato fue nombrado Alumno-Ayudante de la Cátedra de Historia de Cuba, actividad que desempeñó hasta 1939.
Contrajo matrimonio en 1940 con Mercedes Morales Carrillo, su entrañable compañera en la vida y en el quehacer intelectual. Durante el propio año obtuvo el título de Doctor en Leyes, con su Tesis Ensayo sobre historia del derecho cubano, cuya defensa fue calificada de “Sobresaliente”. Al graduarse le fue otorgado el premio “Ricardo Dolz”, mérito académico que le permitió ocupar una plaza de abogado de oficio en la Audiencia de Santiago de Cuba, la que desempeñó hasta 1943.
Entre 1943 y 1946 residió en la capital azteca en calidad de becario del Colegio de México, donde tuvo la oportunidad de formarse con reconocidos especialistas en diferentes campos del saber. Le fue concedido el título de Historiador por la Escuela Nacional de Antropología e Historia de México, como resultado del examen efectuado el 23 de diciembre de 1946, el cual fue aprobado por unanimidad Cum Laude.
Durante la década de 1950 mantuvo su actividad académica, vinculado estrechamente con la Sociedad Económica de Amigos del País. Ocupó, por oposición, la dirección del Patrimonio Nacional del Tribunal de Cuentas, en 1952, cargo que desempeñó hasta 1959. Paralelamente, participó en acciones de oposición al régimen de Fulgencio Batista, por lo cual se vio obligado a exiliarse en México, tras haber sido asaltada su casa por las fuerzas de la dictadura. Regresó a Cuba en 1959 y reinició su labor docente como Profesor de Economía en la Universidad Central de Las Villas, y trabajó en el Banco Nacional de Cuba como Consejero del BANFAIC.
Entre 1961 y 1964 impartió cursos de Historia Económica de Cuba y de Historia de Cuba, en la Universidad de La Habana. Desempeñó el cargo de Director del Archivo Nacional de Cuba y del Instituto de Historia de Cuba durante una década, a partir de 1962. Asumió el cargo de Viceministro de Educación General y Especial del Ministerio de Educación en 1972, y en 1974 fue nombrado Representante Permanente de Cuba ante la UNESCO, cargo que desempeñó hasta 1977. Dirigió la Biblioteca Nacional “José Martí”, desde 1977 hasta 1988. Formó parte del Consejo de Dirección del Centro de Estudios Martianos. Fue designado Asesor del Ministerio de Cultura, en 1978. Desempeñó la Presidencia de la Unión Nacional de Historiadores de Cuba, desde su fundación en 1981 hasta 1995.

Julio Le Riverend y sus premios

Entre las distinciones que recibió se destacan la Orden de la República Española (1960), Doctor Honoris Causa en Ciencias Históricas, del Instituto de América Latina de la Academia de Ciencias de la URSS (1973), Premio Nacional de Ciencias Sociales y Humanísticas (1995), Medalla al Mérito Cultural de la República Popular de Polonia (1980), Distinción por la Cultura Cubana (1981), Orden Félix Varela de 1er grado (1982), Orden Juan Marinello (1996)
Los últimos años de su vida los dedicó a la investigación, como resultado de lo cual vieron la luz diversos libros, ensayos y artículos, labor que compartió con la asesoría a diferentes instituciones científico-docentes del país. Falleció en La Habana 12 de mayo de 1998.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.