Parque Nacional Pico La Bayamesa

El Parque Nacional Pico La Bayamesa
El Parque Nacional Pico La Bayamesa

Parque Nacional Pico La Bayamesa un regalo a los ojos

El Parque nacional Pico la Bayamesa tiene una superficie de 24 mil 210 hectáreas.

Es un sitio hermoso donde el lomerío nos regala fundido con el verde intenso de la vegetación, un regalo a los ojos. Fue declarado Parque Nacional en el 2001.

Está ubicado en zonas montañosas de difícil acceso entre dos provincias cubanas: entre Granma en los municipios Guisa y Buey Arriba y en la provincia Santiago de Cuba, en el municipio Guamá.

Por ser un área dedicada a la recreación y a la protección de los ecosistemas ha sido clasificado dentro de la Categoría II de acuerdo a los criterios de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN, 1994), que Incluye a los Parques Nacionales.

Ostenta además un reconocimiento internacional, se declaró Área Importante para la Conservación de las Aves (IBA).

¿Cómo llegar al Parque Nacional Pico La Bayamesa?

Existen 3 vías para llegar al parque. La primera es desde Guisa, por las carreteras que conducen a los asentamientos María Tomasa y Pino del Agua Abajo.

El segundo desde Buey Arriba, en la comunidad de San Pablo de Yao, por la carretera que va a Pata la Mesa y Barrio Nuevo.

La tercera es por la localidad Los Gallegos, desde el puente de Peladeros, en el municipio de Guamá, donde se llega desde Santiago de Cuba por la carretera Granma.

Razones para visitar el Parque Nacional Pico La Bayamesa

Además de constituir una de las zonas boscosas mejor conservadas en la isla y de albergar a múltiples especies animales y vegetales, es también un territorio histórico.

Allí se libraron muchos de los combates en los últimos meses de 1958, aunque además, el lomerío fue testigo cien años antes del deseo de los mambises de ver la patria libre.

Sobresale entre los lugares históricos más importantes La Comandancia La Mesa, en la que el Che Guevara desarrolló su capacidad como estratega militar.

En este sitio, el guerrillero creó en medio de la guerra, un hospital, una panadería-dulcería, una tienda, una cárcel, una carpintería, una emisora de radio, un combinado, una armería y la imprenta El Cubano Libre.

Instaló además una planta eléctrica para llevar energía al hospital.

Es, sin dudas, el Parque Nacional Pico La Bayamesa, un sitio que no puedes dejar de visitar para conocer tanto la historia de Cuba, como sus bellezas naturales.

Si eres de los amantes de modalidades como el senderismo, esta es tu oportunidad para cuidando el entorno, fundir lazos con la cultura local.

¿Cómo es el Parque Nacional Pico La Bayamesa?

Geografía

El Parque Nacional Pico La Bayamesa data de millones de años y el Pico La Bayamesa, con igual nombre, es la elevación de máxima altitud del parque, con 1 756 msnm.

Su edad geológica data del Eoceno Inferior hasta la parte alta del Eoceno Superior y Cretácico Superior.

Allí abundan las rocas andesitas y tobas y además aparecen capas pequeñas de clastolavas y estratos de andesita, basaltos y raras calizas.

Clima

Debido a la rica red hidrográfica que posee y la tupida vegetación esta zona posee un clima envidiable.

Numerosas precipitaciones, densa neblina en las coronas de los picos más altos y temperaturas medias hacen de este un lugar más bien húmedo.

Existe en el parque una rica red hidrográfica formada por numerosos ríos y arroyos, es destacable la influencia de la precipitación horizontal, principalmente a nivel de los 800 y mil 200 metros sobre el nivel del mar, donde se encuentra la formación de nubes bajas.

Flora y fauna en el Parque Nacional Pico La Bayamesa

Flora

Es importante decir que el Parque Nacional Pico La Bayamesa guarda en sí las áreas boscosas mejor conservadas de la Sierra Maestra y en general de todo el país.

Se han contabilizado 509 especies de 115 familias, con un 25 % de endemismo. Las formaciones vegetales que más pueden observarse son las pluvisilvas de montaña, monte nublado y de los pinares.

Una de las especies que se encuentra en extinción es el marañón, tanto el de sierra alta como el de sierra baja.

El marañón de la sierra alta o Magnolia cubensis, muestra una muy pobre población con 150 a 200 individuos maduros y al mismo tiempo pobre regeneración natural.

Por otra parte está el marañón de la sierra baja o M. minor. De esta solo se contabilizan 40 ejemplares adultos.

Otras variedades vegetales endémicas del oriente de la mayor de las Antillas que muestran la misma situación son el sabicú de la maestra o Abarema maestrensis con solo 60 y 70 adultos, así como el Illicium cubense, Tabebuia shaferi y Begonia cubensis.

Fauna

En cuanto a la fauna se contabilizan 87 familia y 242 especies. De ellas, 84 son endémicas y 17 endémicas locales.

Existen allí 23 especies de mariposas originarias de varios sitios y algunas que solo pertenecen a las lomas de la región oriental, como la Anetia cubana y la A. briarea numidia, con peligro de extinción.

También deben mencionarse otras especies importantes como la Greta cubana o mariposa de cristal y la mariposa de Gundlach o Parides gundlachianus.

Se censaron además 13 especies de moluscos terrestres, pertenecientes a 8 familias y 11 géneros y en cuanto a las aves, existen 76 especies, 11 de ellas endémicas.

3 de estas especies solo viven en áreas del parque.

16 especies de anfibios y 20 de reptiles, de ellos 15 anfibios y 17 reptiles son endémicos de Cuba a nivel específico, y, de estos a su vez, 7 anfibios y 4 reptiles son endémicos de la propia Sierra Maestra.

Pico La Bayamesa

El parque nacional lleva su nombre derivado del Pico Bayamesa, elevación de máxima altitud del parque, con 1 730 msnm.

En 2008 un grupo de personas, excursionistas en este caso, colocaron un busto con la imagen de Carlos Manuel de Céspedes.

Tiene también la frase con la cual se dirigió a sus esclavos en el Ingenio La Demajagua, el 10 de octubre de 1868, fecha que marca el inicio de las gestas independentistas en Cuba: ¨Los que me quieran seguir, que me sigan¨, obra del escultor Odarés Pujol Velázquez.

Sitios que no puedes dejar de visitar durante tu estancia en el Parque Nacional Pico La Bayamesa

Guisa, uno de los puntos de acceso al Parque Nacional Pico La Bayamesa, tiene en su geografía diversos lugares y paisajes hermosos.

Durante tu visita a este sitio de la serranía oriental podrás acceder al que decidas, siempre con el compromiso de la protección del medio ambiente, la conservación de la flora y fauna autóctona y el contacto directo con la historia del territorio.

También podrás accede a actividades como el parapente y el paramotor.

Jardín Botánico Cupaynicú

Institución dedicada a la Conservación de la Flora autóctona de la provincia Granma y del país, así como a la Protección del Medio Ambiente. Es el tercer jardín botánico más importante del país.

Tomas su nombre del río que lo atraviesa: el Cupaynicú. Tiene 104 hectáreas y en ellas habitan más de mil 800 especies de plantas y árboles con más de cien años.

Sus áreas son ideales para la recreación sana y la educación.

Charco Prieto

Charco Prieto está localizado en la comunidad Vega Grande, a 8 km de Guisa.

Limita al este con El Sordo, al Sur con Los Corrales, al oeste con Los llanos y al norte con Barrabá. Allí solo se puede llegar a caballo o en jeep 4X4. Ideal para acercarse a la naturaleza y a las bellezas de la serranía.

La actividad turística principal que se promueve es el senderismo para poder apreciar la belleza del paisaje montañoso y además un baño en el río Guisa.

Finca campesina Media Luna

La finca Media Luna se encuentra a casi cuatro kilómetros de Guisa.

En ella puede realizarse excursions por la finca de frutales, observer las aves de corral, la cochiquera y caprino, así como las plantaciones de plátano fruta, hortalizas, viandas tropicales.

Existe un orquideario. Puede además ver de primera mano cómo se pila el café tostado y degustarlo, además de la oferta de comida criollo y juegos de entretenimiento.

Se promueven actividades de senderismo, se intercambia sobre tópicos relacionados con la agricultura agroecológica, venta de productos elaborados a partir de los frutos ques ecosechan en la propia finca.

Parapente y paramotor

Para los amantes de las Alturas existe la opción de volar en parapente. Es el aparato volador más ligero que existe y por ello resulta uno de los más populares.

Se utiliza un planeador dirigible, semirrígido y muy ligero que se maneja fácilmente.

El paramotor es una variación del parapente. La velocidad de viento la genera la propulsión otorgada por un motor pequeño con una hélice que se ubica en la espalda del piloto que al supercar la velocidad necesaria, despega.

Artículo anteriorCasa Museo La Otilia
Artículo siguienteMonte Cabaniguán

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.