Tabaco cubano

Puro Habano

El tabaco cubano o puro, calidad reconocida a nivel mundial.

El tabaco forma parte de la cultura cubana, sobretodo para quienes la ven desde otras latitudes del orbe. En esa tierra se cultivan excelentes plantaciones para confeccionar los puros, que luego de su exquisita elaboración son comercializados al mundo con gran aceptación y reconocida calidad.
Aunque su nombre original es tabaco en la isla también se le denominan puros o habanos, pues todas sus materias primas son nacionales y con un estricto control en las plantaciones y el proceso productivo para que los estándares de calidad sean elevados, para continuar satisfaciendo el gusto de sus habituales consumidores internacionales y otros nuevos adeptos que se van sumando.
En Cuba influyen y se combinan varios factores naturales y humanos que favorecen estas plantaciones, dentro de ellos resaltan el suelo, las diferentes variedades que se cultivan, el clima y los años de experiencia adquiridos por los tabacaleros de esa nación caribeña.
Semillas de esas plantas han sido trasladadas a otras naciones del orbe pero nunca se han logrado cosechas de tal calidad pues los factores ambientales y climatológicos de Cuba son muy peculiares e idóneos para el tabaco.

La historia del tabaco en Cuba

Los orígenes del tabaco en esa isla se remontan dos o tres milenios antes de nuestra era, quizás por eso cuando en ese país alguien está narrando algo muy largo se le dice que está contando la historia del tabaco.
Los primeros pobladores de la nación que fueron los aborígenes tenían esta planta dentro de sus cultivos fundamentales y la empleaban con fines curativos y para sus ceremonias religiosas.
Luego de ser colonizada esa tierra por los españoles ellos también trasladaron el tabaco a diversos países del mundo, sobretodo del continente europeo.
En los próximos años, cuando aparece el campesinado, ellos eran los principales cultivadores de la planta y ya para el siglo XIX había más de mil fábricas tabacaleras en la capital del país.
Con el decursar de los años Cuba afianzó su nombre como productor de tabacos en el mercado internacional y actualmente ese es uno de sus principales renglones exportables con amplio prestigio en diferentes continentes. Hay muchos extranjeros que cuando visitan la isla no se van de ella sin fumarse un buen habano cubano.
La empresa mixta que hoy se encarga de la comercialización de los puros de la isla es Habanos S.A que lo lleva hasta más de 150 países.

Proceso de cultivo del tabaco en Cuba.

Aunque en Cuba se produce tabaco en varios puntos de la isla las vegas de Pinar del Río son de las más famosas en todo el mundo.
Para obtener las plantaciones de tabaco el proceso da inicio cuando las semillas son depositadas en los semilleros por un período aproximado de 40 días. Luego de esta etapa inicial son trasladadas las posturas al campo preferentemente en el mes de octubre. Luego de la siembra por etapas entre los 45 y 80 días las hojas estarán listas para la recolección.
Para desecarlas y fermentarlas las hojas de tabaco son llevadas a los sitios de ensarte, ahí se escogen las mejores de acuerdo a sus parámetros de calidad y se colocan en las galeras para el secado.
El desempalillado de las hojas es la próxima etapa del proceso, y ahí sigue una nueva fase de clasificación de acuerdo al tipo y tamaño. En esa selección se separan las hojas de acuerdo a tres tipos distintos: volado, ligero y seco que son las que se utilizan para elaborar los habanos.
Sigue el añejamiento o fermentación para eliminar de las hojas algunos productos que son dañinos a la salud humana.
Y entonces después llega a manos de los torcedores, que son los hombres y mujeres encargados de elaborar con sus manos los tabacos, pero ahí no termina la historia, después se añejan otro período de tiempo para empaquetarlos luego de que sean clasificados de acuerdo a sus estándares de calidad. Los mejores se colocan en cajas de madera de cedro.

El Festival del Habano o del tabaco cubano.

En marzo del 2018 se realizó en la capital cubana la edición XX del Festival del Habano, un evento de carácter internacional donde se exhiben los mejores ejemplares del producto y se entregan algunos premios como Negocios, Producción, Habanos del Año y Comunicación.
Se reunieron más de 2 mil personas y prensa acreditada de unos 70 países, donde sobresalieron en la parte comercial España, Canadá, Francia e Italia.
También se subastan artículos como humidores y las recaudaciones por esta actividad se destinan al sector de la Salud Pública de la isla.
Durante el marco del evento se intercambian experiencias entre productores, se visitan vegas de tabaco, fábricas y se le da una mirada especial a los mejor de los puros Premiun, en esa ocasión Cohiba y Partagás se llevaron los mayores elogios.
En la cita mundial se actualizó la lista de los mejores mercados para los habanos cubanos donde integran la lista entre otros España, Francia, China, Alemania, Cuba, Suiza, Líbano, Emiratos Árabes Unidos, Reino Unido y Canadá.
En el festival se destacaron los Cohiba Robustos reserva cosecha 2014 y Partagás Línea Maduro dentro de los tantos ejemplares que se destinan al mercado mundial.

Marcas de tabaco cubano.

En Cuba hay varios tipos de tabaco pero algunos de los más prestigiados a nivel internacional son Cohiba, creada en el año 1966 y Partagás, nacida un poco antes allá por 1845 de las manos del español Jaime Partagás.
Para el 2018 la corporación internacional Habanos S.A puso en el mercado la nueva línea H. Upmann Robustos Añejados, estos puros fueron guardados celosamente durante cinco años para que alcanzaran características especiales y únicas.
Continúan también en el mercado los gustados Romeo y Julieta, Pirámides Añejados, Montecristo, Monterrey.
Donde se cultivan los mejores tabacos en Cuba
Para obtener los habanos de tan excelente calidad y tan cotizados en el mundo la siembra de la planta se realiza en zonas muy específicas de la isla, a estas plantaciones se les denominan Vegas de Primera.
En la región occidental de Cuba las más importantes vegas están en la provincia Pinar del Río. Las zonas tabacaleras más destacadas son Semi Vuelta y Vuelta Abajo con sus distritos San Juan y Martínez y San Luis.
En Vuelta Abajo, muy en particular, se haya la mejor tierra para cultivar las plantaciones del tabaco que se emplea en los habanos. Además allí se producen todos los tipos de hoja que necesitan estos puros. En su distrito San Luis se encuentran las hojas de capa principalmente y de esas vegas se seleccionan hojas para la marca Cohiba. El otro distrito que aporta hojas para los Cohiba es San Juan y Martínez donde están las famosas vegas Hoyo de Monterrey.

Lector de Tabaquería.

Una particularidad de las fábricas de tabaco cubanas es que tienen un singular personaje que ejerce el oficio de lector de tabaquería. Esta es una tradición, que según cuentan los estudiosos, nació para que el nivel cultural de los tabaqueros aumentara. Se tiene referencia que estos hombres lectores lo hacen desde la época de la colonia. Ellos comenzaron a recibir una remuneración que era recolectada entre todos los trabajadores antes que triunfara la Revolución en el año 1959.
Cuenta la historia que al inicio de la tradición no lo hacía una persona todo el tiempo como sucede ahora, se iban turnando algunos trabajadores escogidos de rato en rato hasta que el oficio quedó ejerciéndolo una persona solamente como en la actualidad.
La tradición del lector de tabaquería ya tiene más de 150 años y es Patrimonio Cultural de la Nación Cubana desde el año 2012. En el presente de las fábricas de tabaco este especial personaje realiza varias lecturas al día consistentes en materiales informativos como la prensa plana, también comparten fragmentos de libros y otros textos que sean interesantes, educativos y enriquezcan la sabiduría de esos hombres y mujeres que dedican su vida a convertir las hojas en tabacos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.